06/09/2018

Diego Conesa anuncia una modificación del trazado del Corredor Mediterráneo en Totana para minimizar el impacto sobre los vecinos

Adif aprobará en breve el proyecto entre Sangonera y Lorca y redactará una nueva propuesta para este tramo con la intención de licitarla en los próximos meses y cumplir así con los plazos previstos

El delegado del Gobierno asegura que su empeño personal y político por atender las demandas de los vecinos ha sido posible gracias a la sensibilidad del ministro de Fomento y del Secretario de Estado

El delegado del Gobierno, Diego Conesa, ha anunciado esta mañana en Totana una modificación del trazado del Corredor Mediterráneo a su paso por esta localidad para minimizar el impacto sobre los vecinos, que, desde hace meses, se han manifestado en contra del trazado original.

“Con el proyecto prácticamente ultimado, no era fácil reconducir la situación. El Corredor Mediterráneo tiene unos plazos que cumplir, y parar o retrasar una de las licitaciones previstas es extremadamente complicado. Aun así, siempre he manifestado que hay que construir las infraestructuras que sean necesarias para el bienestar de los ciudadanos, y por eso me comprometí con ellos, incluso antes de ser delegado del Gobierno, a ayudar a los vecinos en todo lo que pudiera”, ha explicado el delegado del Gobierno, insistiendo en que tras muchas horas de discretas reuniones, negociaciones y llamadas telefónicas, una modificación tan complicada como esta se ha logrado gracias a la predisposición y sensibilidad con los afectados mostrada por el ministro de Fomento, José Luis Ábalos, y su Secretario de Estado, Pedro Saura.

Diego Conesa ha detallado que ADIF dará en breve el visto bueno definitivo al proyecto del Corredor Mediterráneo entre Sangonera y Lorca, sacando del proyecto definitivo el tramo del término municipal de Totana para redactar una nueva propuesta que se ajuste lo máximo al trazado que ya fue aprobado en el año 2011 y con la menor afección posible a vecinos y vecinas.

Dicha propuesta, ha añadido, será elaborada y aprobada en los próximos meses y su licitación coincidirá con el de los otros tramos de pendientes para que la totalidad del Corredor Mediterráneo esté culminado y puesto en marcha en los plazos previstos y sin retrasos.

El delegado del Gobierno ha indicado que, aunque su primer contacto con los vecinos afectados fue el 10 de mayo, cuando no ocupaba, ni pensaba, esta responsabilidad, las gestiones relacionadas con este asunto comenzaron el mismo día de su toma de posesión, el 19 de junio, lo que demuestra, ha declarado, que “este asunto era prioritario en mi agenda”.